Entries Tagged as ''

Adelina, la bruja estafada

Dice la bruja Adelina que,  cuando le pasaba el huevo por toda la espalda al señor  Jordi Pujol  y luego lo rompía en un plato, la clara y la yema se habían vuelto negras.

No sé que hacer… tengo que taparme la boca al leer esto porque si no me la tapo mis carcajadas van a llegar a oídos de doña Adelina y la verdad es que no quiero enfadarla ahora encima de que la han estafado. Lo raro es que se dejara engañar, ella, la gran vidente, por su cliente más querido.

¡Caray con el señor Pujol  y su huevo negro!  Me alegro mucho de no haberlo conocido pues mi pequeño patrimonio hubiera estado en peligro de desaparecer y entonces… ¿que sería de mi?

Cuenta doña Adelina  que su amistad empezó cuando el Muy Honorable fue a Andorra a verla para que le curase un tic nervioso que le hacía cerrar y apretar  los ojos.  Le curó, casi, de  ese mal y mira por donde se quedó enganchado con ella y durante años fue su bola de cristal, y su huevo, claro,  los que solucionaron ” algunas de sus más profundas dudas sobre asuntos familiares y del gobierno de Cataluña”.

Al fin se la trajo a Barcelona y así empezó el negocio.  Le llevó a su consulta a “gran parte de la distinguida agenda que manejaba el expresidente”.   Dice doña Adelina ” cobraba comisiones por ponerme en contacto con clientes. El me daba a mi 150 euros, pero luego él cobraba 300 euros a cada persona”  y prosigue “llegó a hacer hasta dos millones de pesetas en un solo día”.

De todas formas, y ahora le hablo a usted doña Adelina, no se puede quejar de todo esto pues me ha dicho un pajarito que ahora, en su retirada,  vive usted de las rentas conseguidas en aquella época en que  trabajó tan duro y gastó tantas neuronas de su cerebro para poder ayudar al que entonces era Presidente de la Generalitat.