Mí misma

Hoy no me interesa escribir ni sobre la abdicación del Rey, ni del triunfo de “Podemos”, ni de la metedura de pata del miembro del Tribunal Constitucional al que han cogido “in fraganti, ni de las primarias del Psoe, ni de mi ex-partido Popular, ni de “gurteles” ni de “eres” ni de horribles maltratos. Tampoco voy a escribir sobre política internacional que me da un poco de asquito, ni sobre la injusta sociedad en la que vivimos con muchos ricos e infinidad de pobres. Hoy no estoy de ese humor.

Hoy es un día en el que como Frida Kahlo dijo delante de sus autoretratos: “me pinto a mí misma porque soy a quién mejor conozco”, yo me digo delante de mi vida: “hablo de mí misma porque soy a quién mejor conozco”.

Hablo de mí misma sí y me digo que la vida es una montaña rusa, para mí lo ha sido. Existen días en que me levanto triste sin motivo aparente, que me siento frágil como el cristal y que me gustaría tener a mi lado una mano fuerte que me guiara por la vida y en la que yo me pudiera apoyar y dejar de estar alerta a todas horas y me permitiera cerrar los ojos de vez en cuando.
El día que me levanto contenta me doy cuenta de que yo me basto “myself” para afrontar la vida con todos sus problemas, que yo valgo un potosí y que la vida es así: un largo recorrido, un gran viaje en el que vas aprendiendo lo que debes hacer y que actitud tomar para intentar que te guste ese viaje. Ya sabéis que yo me siento muy bien caminando y caminando. La meta ya me importa cada vez menos.
Pero para hacer ese viaje y que te resulte placentero tendrás que aprender muchas cosas: a caer y levantarte, a perdonar y ser perdonado, a controlar tus miedos, a decir no en momentos que sería más fácil decir sí, a darte cuenta que esa persona que no te gusta es posible que aporte algo positivo a tu vida… Muchas más cosas tendrás que aprender pero la vida es larga y da tiempo para todo, lo importante es que tu te quieras, que te ames por encima de todas las cosas y que decidas de una vez por todas que camino tomar para ser dichosa en tu viaje y así poder hacer felices a los que tienes cerca.

7 Responses to “Mí misma”

  1. Como tú en este caso, yo nunca escribo de lo que mencionas en el primer párrafo. A pesar de todo, la vida puede ser más agradable que todo ello, y mucho más sencilla. Quizás sea hacer el avestruz, pero cada uno se defiende y vive su vida como mejor puede. Saludos desde mi mejana

  2. Cierto. Vales un Potosí.

  3. Muy bien Felipe, la cosa es vivir lo mejor posible esta vida.

    Cierto. Valgo un potosí. jajajaja Besos Carlos.

  4. La experiencia hace sabias a las personas. Tú lo demuestras con esta entrada, Lola

    Un abrazo

  5. Los años nos van haciendo sabios pero es verdad que no a todos. Un fuerte abrazo Luis Antonio.

  6. No sé si la vida enseña o no. A algunos sí y a otros no. Hay quien no aprende nunca. Pero me gusta tu melodía, me gusta la música de tu canción sobre la vida. No sé si es la mía pero me gusta conversar con alguien como tú que tiene mañanas de tristeza en que se siente frágil como el cristal, y otras mañanas se es consciente de tu totalidad, de tu densidad, de que te bastas a ti misma. Me gusta Frida Kahlo. Leí su biografía hace años. Soy muy aficionado a las biografías. Ahora estoy leyendo una sobre Kafka en la que soy consciente de que los seres humanos somos muy raros y que todos escondemos algún secreto inconfesable, Esta idea me gusta. Lo malo es que a Kafka, una vez muerto, le han publicado sus diarios secretos y la correspondencia con sus amantes de papel ha aparecido publicada cuando él pidió que todo fuera quemado. Su intimidad, su fragilidad ha sido conocida por todos los que nos hemos acercado a su obra.

    Yo tengo diarios secretos, soy un diarista contumaz, escribo y escribo, cada día un buen rato. No sé qué intento con esta actividad pero la necesito y muchas veces expreso el mismo sentimiento que tú: una desoladora fragilidad algunas mañanas en que no me tengo en pie pero he de salir al mundo y enfrentarme a treinta adolescentes llenos de energía sin fin. Y otros en que me siento seguro, los menos, en que el mundo se abre lleno de esperanza y de colores.

    Gracias por compartir estos sentimientos con nosotros. Yo sí que he escrito sobre los acontecimientos de estos días.

    Un cordial saludo.

  7. Ya se que has escrito porque no me pierdo ninguna de tus entradas. Y mira por donde que me siento muy identificada con tus ideas y reflexiones.
    Aparte de eso y centrándome en mi entrada creo que el haber tenidos momentos trágicos en la vida, sufrir, te abre la mente para que tu escala de valores sea la que debe ser. Gracias Joselu.