Mi preciosa hogaza

Mi hogazamiga       Pues, queridos amigos,  como la diosa de la inspiración me ha abandonado,  y espero que sea sólo de momento,  me he  puesto a merced  de la diosa de la agricultura y  con mi delantal de cocina tapando mi ropa para no mancharla, mis manos se han llenado de harina y me he puesto manos a la obra para amasar y cocer esta preciosa hogaza y plantarla en mi blog con una idea preconcebida.

Cuanto me gustaría que un sábado o un domingo, en un rato libre, os pusierais con vuestros hijos o con algún amigo, o vosotros sólos a realizar este pan,  que con las pautas que os voy a dar resulta muy fácil hacerlo. 

Necesitareis un bol grandecito o una cazuela.   Los ingredientes son:   Medio kilo de harina de fuerza ,  una cucharadita de sal,  25 gramos de levadura prensada  y  300 gramos de agua mineral.

Con la harina de fuerza no vais a tener ningún problema. En cualquier super la vais a encontrar y lo pone en el paquete que es de fuerza o sea, panificable.  La levadura prensada la venden en Mercadona o Carrefour y está donde los yogures más o menos pues es refrigerada.  Y ahora, manos a la obra:

En un bol  poneis la harina con la sal.  En un recipiente poneis el agua  y lo meteis en el microondas menos de un minuto, el agua debe estar templada. Al sacarla del micro, le añadireis la levadura desmenuzada con las manos.   Se echa el agua con la levadura poco a poco en el bol de la harina y la sal y se va mezclando con una cuchara.  Cuando ya se pueda empezar a amasar pasais la masa donde os sea cómodo para amasarla durante 10 minutos hasta que no se pegue a las manos. (si hace falta se añade un poco de harina). Se forma una bola con la masa y se tapa con un paño húmedo y se deja reposar durante media hora en un sitio que esté resguardado.

Cuando se destapa, la masa ha crecido el doble de lo que era. Lo que hay que hacer ahora es hacerle la forma que tu quieras y dejarla reposar otros 15 minutos.

Poner el horno a 180º y cocer la hogaza  durante más o menos 30 minutos que ya estará doradita y hecha por dentro,  si habeis puesto el horno para que caliente por arriba y por abajo. Yo le he hecho unos cortes con un cuchillo afilado antes de meterla en el horno y le he puesto un poco de harina por encima.

Ya veras  que sensaciones  mas chulas experimentas,  al ver tu pan  hecho con tus manos. Para los niños será una experiencia que no olvidarán si los dejais toquetear la masa o que os ayuden a lo que sea. Yo ya he probado con sobrinos y están deseando repetir.

16 Responses to “Mi preciosa hogaza”

  1. Cuando era pequeña y veía a mi madre haciendo estas cosas en la cocina ( y me divertía amasando) me hacía mucha gracia el nombre de “harina de fuerza”, jaja

    Ese pan tiene una pinta estupenda. A ver cuando tengo tiempo y lo intento con tu receta.
    Es cierto que proporciona una sensación muy placentera hacer algo con las manos. La cocina es un ámbito de la creatividad excelente!
    Requetebesos

  2. Tomo nota. a mi me gusta mucho, muchisimo, cocinar.

    No te preocupes, pronto volveran las musas a tu hogar, mientras te resumo una vieja historia

    Para los antiguos Celtas galeses y pictos existia un DIOS llamado Amaethon, unico hombre que podia labrar y hacer el pan para todos los suyos, lo hacia con sus manos desnudas. Más tarde una diosa Dana metian ese pan en el caldero de Dagda, de allí daban el pan y resucitaba o mataba según tu corazón.

  3. Ya te cambiaba yo un poquito de inspiración por otro poquito de habilidad en la cocina… Algún día lo intentaré, no te creas…

  4. Lo que me ha interesado de tu artículo es que dices que una vez conseguida la masa del pan, solo lo dejas 30 minutos para que se levante y que dobla de volumen. Esto es gracias a la levadura prensada? Que diferencia hay con la levadura de panadero?

    un abrazo

  5. Me apunto a la experiencia. Quizás en estos tiempos de crisis en todos los sentidos, no quepa mejor idea que ponernos a hacer nuestro pan. Hay un dicho que sostiene que “con su pan se lo coma”. Pues eso, pero ahora será con nuestro pan. Tomo nota. Ya te contaré.

  6. Para mí, Jo, hacer pan es un vedadero placer y me encanta que a tí te traiga recuerdos lejanos.

    Me encanta, Carlos, la mitología celta y esa historia que me has contado del pan es una pasada. Me la guardo.

    Que sí Juan, que me encantaría que lo intentaras pero tú, por favor, sóplame un poquito de inspiración.

    La levadura es lo que hace que el pan suba. La prensada es fresca y húmeda y hay que consumirla pronto, en unos dias. La de panadero es en polvo y nunca la he usado.
    Ahora estoy haciendo pan con “levadura madre” que es un poco más complicada de hacer pero es la levadura que se usaba al principio de hacer pan. No lleva más que harina y agua y tiene que pasar un proceso de cinco dias para empezar a usarla y ya te sirve para siempre. Es la más natural de todas pero le cuesta más subir y sube menos que con las otras levaduras pero el pan está mucho más bueno y dura dias y dias.
    Creo que serías un buen panadero. Si necesitas mi ayuda, yo estaré feliz de enseñarte lo que sé..

    Joselu, si empiezas verás como repites. Te veo con tus hijas divirtiéndote en la cocina. Me encantaría verte en faena y lleno de harina.

    Un abrazo con mi cariño a todos. Lola

  7. Mi querida Lola: Es el mejor regalo que me podías hacer porque ya me imagino en uno de esos fines de semana de invierno y preparando mi propio pan. ¿Sabes? me hace mucha ilusión probar si soy capaz de hacerlo. Cuando lo haga te lo diré tanto si me sale bien o me sale regular.

    He leído tu post anterior, cuando hablas de tu blog. ¡Ay Lola! la inspiración es muy caprichosa y tan pronto se convierte en tu compañera inseparable como te da la espalda y no quiere saber de tí. Dímelo a mí. No me vayas a hacer la faena de dejar de escribir. 🙂

    Ahora mismo me copio la receta.

    Mil besos y mil rosas.

  8. Malena querida: me das una alegría al decirme que vas a hacer el pan. Dime enseguida que lo hagas si estaba bueno.
    No voy a dejar el blog, Malena, creo que no podría dejar a tanta gente que me aporta tanto. Un beso Lola

  9. Ya lo he hecho. Creo que los treinta minutos eran demasiados en mi horno. Ha salido exquisito. Toda la familia está alucinada. Con aceite del bueno tiene que estar inmejorable. Gracias por la receta. Repetiré. He conseguido todos los ingredientes en el Mercadona. Creo que los domingos comeremos pan casero, pero quitándole unos minutos. El horno estaba muy caliente y por debajo se ha quemado un pelín.

  10. Me encantaría Joselu, ver una foto de tu hogaza. Cuando he visto tu nombre, antes de leer, ya me ha dado risa, sonrisa, pues sabía que te habías puesto manos a la obra. ¿Te ha subido bastante? Ahora que ya eres experto, el próximo pan, cuando lo vayas a mezclar todo, pon una cucharadita pequeña de aceite y otra de azucar (yo le pongo miel en vez de azucar) y ya verás como aun está mejor. Mándame una foto porfa. Besos Lola
    ¿Te han ayudado tus hijas?

  11. Todo esto me suena a griego antiguo. Yo en la conoca soy nulo, aunque utilizable para abrir latas.
    El pan me gusta mucho, pero no el de supermercado. En mi pueblo hay una panaderia artesanal, de las de toda la vida, y alli es donde voy a comprarlo, bien sea de hogaza, bien sea de barra estrecha (los franceses y los cursis dicen baguette) o incluso con frutos secos integrados como pasas, piñones o nuexes.
    Sin embargo uno de los que mas me gustaron lo encontré en Asturias y le llaman el “pan preñado”. Hacen la bolla, pero antes de cocerla le meten dentro un chorizo con toda su grasa que, mientras se hace en el horno, se desaparrama por dentro. Una maravilla.
    Y que aproveche, artista-artesana

  12. No corregui y quse decir, naturalmente “en la cocina”

  13. Sabía, Albino, de tu poca afición a la cocina pero como se que te gusta el pan… El preñao yo también lo he hecho y está superbueno. Y también hago pan con semillas. Bueno… a ti te dejaré con el abrelatas en la mano. Un abrazo Lola

  14. Bueno LOLA,

    pues descuida, que además yo cocino ( bueno más bien enredo muchísimo con mi hijo en la cocina ) su afición a la cocina le viene de casi bebe, con 18 meses, lo único que lo consolaba en las muchísimas ocasiones que lloraba, era que le dejara una olla y llevarla arrastrando por toooooooodo el pasillo 🙂

    Pregunta profe ¿si se abre el horno durante la cocción, se baja el pan o no pasa nada? te lo pregunto porque mi hijo es muuy impaciente y es segro que lo abrirá mil veces

    Si lo hago, te cuento ¿OK?

    Besitos

    ¿Mejor de ánimos?
    ¡

  15. María, espero la foto del pan con impaciencia y no habras el horno hasta pasados veinte minutos como poco. ¿Has visto el pan de Joselu?
    Un beso muy muy apretado de Lola

  16. Al final he sido yo la de la falta de ortografía y he puesto el verbo abrir con H. Perdona.